Riveira y El Llano empiezan la primavera a tope

Las Brigadas Ecológicas Cativos de Riveira y El Llano sí que saben celebrar la primavera.

La llegada de la primavera supone una inyección de energía y vitalidad, por el crecimiento de los días, la llegada paulatina del buen tiempo y por el espectáculo que nos ofrece cada año la naturaleza: el canto intenso de los pájaros, las flores por doquier… Así que es un momento perfecto para identificarnos con nuestro medio y ayudarle a pasar estos tiempos difíciles, justo como han hecho los coles de Riveira y El Llano.

Final perfecto para la reforestación.

La EIM de Riveira celebra todos los años una pequeña reforestación en el Parque Periurbano de San Roque, al que se desplazan un montón de familias del municipio a echar una mano en una causa tan noble.

La actividad celebrada en fin de semana comienza con una quedada en la que se reparten las identificaciones y un pinito para cada familia, teniendo así un momento íntimo en el que compartir una experiencia tan bonita como plantar un árbol.

 

Así apareció el patio de la EIM El Llano.

Cuando todo el mundo ha terminado su plantación, vuelve para hacerse con su bollo y su botellín de agua para reponer fuerzas mientras disfruta del espectáculo del cuenta cuentos contratado por el ayuntamiento.

Aprovechamos para dar las gracias a toda la corporación municipal por la organización de la actividad y en especial a Elvira Pereira, concejala de parques y jardines que acompañó y presidió la reforestación.

Por su parte, los niños y niñas de El Llano optaron por hacer una limpieza en el patio de su escuela, que apareció súper sucio después a la vuelta del fin de semana.

Demasiada Brigada para el Duende Golosina.

Por lo que nos comentan, el Duende Golosina del cole parece haber tenido algo que ver, pero ha tenido que ser la Brigada Ecológica Cativos El Llano la que ha tenido que ponerse manos a la obra y recogerlo todo.

Aunque como no hay mal que por bien no venga, tener que limpiarlo todo les ha servido para poner en práctica todo lo que han aprendido este año sobre separación de residuos. Así que hoy podemos decir que los mayores de la EIM El Llano se han licenciado en esta cuestión y en adelante serán un ejemplo en el que fijarse.

Vedra sigue dando ejemplo cuidando su entorno

La Brigada Ecológica Cativos Vedra sigue un paso por delante en responsabilidad medioambiental.

Como ya pudisteis ver en la primera actividad del curso, la EIM de Vedra está ubicada en una zona con especial abundancia de árboles autóctonos. Recordarás que en aquel momento se sentaron las bases de lo que se trabajaría durante el resto del curso en el proyecto Voz Natura, así que la llegada de la primavera supuso un momento perfecto para continuar la experiencia y comprobar la evolución de la Brigada Ecológica Cativos Vedra.

¿Qué será esto?

Como es habitual, la idea de las educadoras es que las actividades realizadas sean lo más motivadoras posible y a la vez tengan una repercusión directa en el medio, así que la idea de pasar toda una jornada por el entorno de la escuela supuso un acontecimiento para los mayores del centro.

Al llevar todo el curso trabajando los conceptos que iban a desarrollar durante la mañana, no fue necesario realizar ningún tipo de explicación especial más allá de definir lo que iban a hacer:

  1. Limpieza del entorno.
  2. Separación de residuos.
  3. Reforestación.
  4. Reutilización de residuos.
  5. Planteamiento de nuevas actividades relacionadas.

¡A plantar!

¿Y cómo iban a hacer todo esto en una mañana? Te preguntarás con razón, pero la respuesta es muy sencilla: teniendo un gran plan.

La brigada salió decidida a ver cómo se encontraba el entorno de la escuela después de llevar una temporada sin visitarlo, aprovechando además la gran cantidad de plantas y fauna autóctona para hacer de exploradores e intentar saberlo todo a cerca de todo lo que se iban encontrando.

Recuperando fuerzas.

De vez en cuando se encontraban algún tipo de residuo, así que lo recogían y lo depositaban en su bolsa correspondiente. Después, se hacían con alguno de los semilleros de especies autóctonas que habían hecho en el cole (castaños o carballos) y lo plantaban en el sitio donde hasta entonces había basura.

Como es lógico, a mitad de la jornada hubo que hacer un descanso para almorzar y recuperar energía, asegurándose al terminar de que quedaba todo perfectamente recogido. Cuando finalmente terminaron de dejar perfecto el entorno de la escuela, volvieron al cole con todo lo que habían encontrado, porque de ahí iban a surgir más actividades.

¿Esto sirve?

En primer lugar habría que examinar los residuos para saber si podían separar algo aprovechable para el taller de reciclaje de la próxima semana. Y por último tenían que analizar todo lo que habían hecho, pues al fin y al cabo tenían un montón de información nueva con la que podrían trabajar en adelante, para hacer un herbolario o ampliar su álbum de fotos de animales con los nuevos que se habían encontrado en la salida.

Y así es como una vez más la Brigada Ecológica Cativos Vedra nos ha dado un ejemplo de cómo podemos cuidar nuestro entorno y pasárnoslo en grande sin realizar prácticamente ningún esfuerzo.

Los abetos poblarán Los Alcázares

Los niños y niñas de Los Alcázares expusieron sus creaciones en la cristalera del Concilia.

El Centro de Conciliación de Los Alcázares se encuentra en un paraje costero y sin montes, pero eso no es impedimento para que se sumen al proyecto Voz Natura de este año, que como sabéis está enfocado en la recuperación del monte.

Algo más de musgo…

Para comenzar esta actividad Voz Natura en un paisaje tan diferente del gallego, que es en el que se diseña la programación, las educadoras del Concilia han dedicado varias jornadas a explicar la importancia de cuidar el monte para prevenir los incendios y la contaminación, así como de la reforestación para reponer los ejemplares quemados, muertos o enfermos, o simplemente lograr que un “organismo” como el bosque pueda seguir creciendo con algo de ayuda.

La primera actividad fue ilustrar un árbol de otoño con las huellas de sus manos. Así que una vez las educadoras diseñaron el árbol desnudo y sus hojas, los niños y niñas de Los Alcázares procedieron a estampar sus manos en las hojas para lograr una composición típica del otoño.

Después de plantar, hay que regar.

Otra de las actividades fue colorear el tronco de un abeto y simular todo su follaje pegando musgo.

Una vez terminadas estas dos actividades, pegaron todo el trabajo en las cristaleras del centro para que todas las familias pudiesen disfrutar de cómo se trabaja en el cole.

Pero sin duda la actividad principal fue otra muchísimo más comprometida:

Aprovechando un cercado que hay al lado de la puerta del Concilia, las Brigadas Ecológicas Cativos Los Alcázares se han puesto manos a la obra y han plantado abetos para donárselos al ayuntamiento una vez estos sean ya grandecitos.

Las profes del cole nos cuentan que les habría encantado hacer una reforestación, pero en su zona no es posible así que han optado por criar unos arbolitos que en un futuro adornaran las plazas y jardines del municipio, por lo que podrán visitarlos siempre que quieran.

Empieza el proyecto de soto de Cativos Santiago

La Brigada Ecológica Cativos Santiago se ha embarcado este curso en un ambiciosísimo proyecto.

La Brigada Ecológica Cativos Santiago es una habitual en lo que a plantaciones se refiere, pero este curso, aprovechando la temática Voz Natura y la proximidad del Día del árbol autóctono en Galicia (23 de noviembre) han ido un paso más allá y van a crear su propio bosque de castaños.

Toque de artista.

No hay duda de que de esta forma pondrán su granito de arena en esa labor tan poco reconocida que es reforestar los montes gallegos, masacrados año tras año con incendios, talas abusivas y el exterminio de las especies autóctonas.

Pero nuestra brigada compostelana tiene un plan que han seguido al pie de la letra:

  1. Sin olvidar su vena artística, cada participante ha decorado ya su maceta con vistosos colores.
  2. Han dejado sus castañas 24 horas a remojo para que se fueran hidratando.
  3. Han hecho un pequeño corte en la punta de la castaña para que las raíces puedan salir antes.

    Repartiendo la tierra.

  4. Han llenado la macetas de tierra y han introducido la castaña en la tierra con la parte plana hacia abajo de manera que quede semienterrada.
  5. Han regado con abundante agua y han colocado un trozo de papel de cocina humedecido encima de la tierra simulando las hojas húmedas del bosque.
  6. Ahora tendrán que esperar un mes o mes y medio para ver el brote. Es muy importe mantener una buena humedad y si hace falta cambiar el papel de vez en cuando.

El soto en ciernes.

Si todo transcurre según lo previsto, en primavera tendrán minicastaños y podrán llevarlos al monte para crear un bonito soto. ¡Y nosotros seguiremos atentamente su evolución!

Los Montesinos presume de sus nuevos cipreses

Momento de la plantación.

La urbanización de La Herrada entrará en la primavera con una nueva población de cipreses.

Las Brigadas Ecológicas de Cativos Los Montesinos han aprovechado la actividad de reforestación de este curso para colaborar con la urbanización de La Herrada, próxima al cole y de relativamente nueva creación.

Breve resumen gráfico de la jornada.

Breve resumen gráfico de la jornada.

El plan comenzó a primera hora de la mañana cuándo, en parejas y correctamente equipadas, nuestras brigadas se dirigieron a La Herrada por un camino rural acompañados por la policía local, que veló por su seguridad e incluso cortó el tráfico durante los trayectos de ida y vuelta.

Una vez en la ubicación dónde se realizaría la plantación, los mayores del cole se encontraron con sus compañeros del taller de empleo de jardinería del Servef, que les ayudarían en su labor. Sus nuevos compañeros ya habían preparado los hoyos y distribuido los ejemplares de ciprés de Cartagena cedidos por el ayuntamiento y que crecerán desde ahora en dicho terreno.

Pero antes de ponerse manos a la obra y teniendo en cuenta el paseo hasta La Herrada, era necesario acumular energía, y por eso nuestra brigada dispuso de un pequeño almuerzo de pulguitas de pan. Una vez terminado, y nuevamente repletos de energía, nuestros jardineros y jardineras se dividieron en grupos de tres o cuatro por cada trabajador para finalizar la plantación y regar los árboles que desde ya, aportan un toque más de color a la urbanización.

Finalmente, con la satisfacción del deber cumplido y ya exhaustos, los mayores de Los Montesinos emprendieron el camino al cole acompañados por dónde les esperaba un más que merecido almuerzo.

Xeraco celebra la primera plantación del curso

Todo parece indicar que los pinos del cole de Xeraco serán los mejor regados de la zona.

Todo parece indicar que los pinos del cole de Xeraco serán los mejor regados de la zona.

La Brigada Ecológica Cativos de Xeraco ha sido una de las últimas en adherirse a nuestra red de Escuelas, y lo ha hecho con una energía y ganas de trabajar impresionantes. Sin ir más lejos, este curso han sido el primer centro en organizar su reforestación.

Trabajo duro.

Trabajo duro.

Para eso, los 33 niños y niñas que componen la brigada de este centro han dado el mejor uso posible a las instalaciones de su escuela, en la que disponen de un buen terreno en el que plantar los árboles cedidos por el Consistorio.

Cómo es habitual, los jóvenes jardineros y jardineros se dividieron para plantar los diez pinos cedidos por el Ayuntamiento, que son la especie que suelen facilitar en la zona para realizar este tipo de actividades.

Los asiduos a este blog no os sorprenderéis si comentamos que el momento que más ha gustado de la actividad ha sido aquel en el que, una vez ya estaba realizada la plantación, era necesario darles de beber a los árboles para que crezcan sanos y fuertes. ¡Un clásico!

Semilleros de roble para la plantación de Oroso

Los mayores de Oroso no han dudado en crear sus semilleros ante la escasez de plantas para la reforestación.

Los mayores de Oroso han creado sus propios semilleros para usar en la plantación anual.

Los mayores del cole de A Ulloa, en Oroso, suelen realizar plantaciones de árboles todos los años en terrenos cedidos por el ayuntamiento. Pero como cada vez les resulta más difícil encontrar las plantas y aprovechando que en el cole tienen una especie tan autóctona como el carballo (roble) ya dando bellotas, han decidido que este año se prepararán sus propios semilleros.

¿Saldrán?

¿Saldrán?

De esta forma, cada uno se ha valido de una caja de toallitas ya vacía para forrarla con papel de periódico encolado y decorarla al gusto.

Con los semilleros ya preparados, solo faltaba equiparse para el frío y la hierba mojada y salir a buscar la mejor bellota posible.

Riveira celebra un año más su Día del Árbol

Más de 60 familias participaron en el Día del Árbol de Riveira.

Más de 60 familias participaron en el Día del Árbol de Riveira.

Las brigadas ecológicas Cativos de Riveira se han puesto de acuerdo un año más con el Concello de Riveira para realizar su ya tradicional reforestación con motivo del Día del Árbol.

¡Arre caballito!

¡Arre caballito!

El punto de reunión fue el Parque Periurbano de San Roque, donde a las 11 horas se citaron todas las familias participantes para recibir su identificación, y es que nuestros peques tuvieron la oportunidad de conocer a otra comprometida brigada de otra escuela infantil de la zona.

Según llegaron, todos los niños y niñas repararon en 3 caballos que disfrutaban de la apacible mañana, y que no tuvieron ningún problema en dejarse acariciar y montar por los más pequeños. A continuación, se repartió un pequeño pino por familia y comenzó la reforestación de manera individual, siendo un momento tan bonito como íntimo para las familias.

El broche perfecto para una preciosa mañana.

El broche perfecto para una preciosa mañana.

Una vez finalizada la reforestación, nuestros peques pudieron recuperar fuerzas con un botellín de agua y un bollo que recibieron antes de disfrutar de las historias de un cuenta cuentos a la sombra de los árboles (estos un poco más mayores, lógicamente).

Finalmente debemos agradecer al ayuntamiento su compromiso y participación, personificada en las concejalas Herminia Pouso, Esther Patiño, Fabiola García y Elvira Pereira que asistieron a una actividad aplazada varios fines de semana por el mal tiempo pero que finalmente resultó una experiencia diferente para nuestra brigada y sus familias.

Fresas y camelias crecen en la escuela de Vedra

Parte de la brigada ecológica Cativos de Vedra en acción plantando una camelia.

Parte de la brigada ecológica Cativos de Vedra en acción plantando una camelia en el jardín de su escuela.

A estas alturas de curso los mayores de Vedra ya han trabajado muchos conceptos que con la llegada de la primavera podrán afianzar con divertidas actividades. Por ejemplo, conocer en profundidad una fruta como las fresas les permitirá volver directamente sobre temas como los colores o las texturas, e indirectamente sobre otros conceptos como el cambio de las estaciones o el crecimiento de las plantas.

Examen exhaustivo.

Examen exhaustivo.

Por eso las profes han decidido llevar fresas al cole y trabajar a fondo con ellas, logrando que su alumnado termine no solo identificándolas perfectamente, si no también estableciendo pautas para diferenciar unas frutas de otras en base al tamaño, olor, gusto…

¡A plantar la fresa!

¡A plantar la fresa!

Muchos de los niños y niñas del centro cultivan fresas en sus casas, por eso siendo una fruta tan familiar para ellos, especialmente ahora que también están en el mercado, sus educadoras han decidido plantarlas en la escuela. Para ello, han solicitado colaboración familiar aportando botellas de plástico, ya que de esta forma cada uno podrá ver perfectamente como evoluciona su planta desde la raíz a la flor, haciendo un seguimiento diario de su crecimiento.

Pero además, Vedra es especialmente conocida por su relación con la camelia, que crece en esta zona como en ninguna otra. Y precisamente por este detalle ha sido la planta escogida para que la brigada ecológica Cativos Vedra continúe el proyecto iniciado el curso pasado.

Después de un buen trabajo...

Tras un buen trabajo…

Nuevamente, el consistorio ha vuelto a colaborar donando las plantas y el terreno, programando la actividad y haciendo los agujeros en los que continuar la plantación, a la que nuestros pequeños héroes y heroínas han acudido acompañados de sus familias, por cierto siempre dispuestas, ¡gracias!

Aunque el tiempo no acompañó, la actividad fue todo un éxito, y al finalizar tan agotadora labor, todos pudieron disfrutar de una merecida merienda con el bizcocho elaborado previamente en el taller de cocina, zumos y batidos de chocolate.

¡Ya en acción las brigadas de Santiago y Oroso!

Los niños y niñas de Oroso se encontraron todo dispuesto para comenzar con su reforestación, que fue todo un éxito.

Los niños y niñas de Oroso se encontraron todo dispuesto para la reforestación.

Las brigadas ecológicas Cativos de Conxo, O Restollal y Oroso ya han entrado en acción realizando una limpieza de entornos naturales en el parque Eugenio Granell de Santiago de Compostela los primeros, y una reforestación en el área recreativa de Cachopal los de Oroso.

Estos son nuestros héroes de Oroso.

Estos son nuestros héroes de Oroso.

Los primeros en ponerse manos a la obra fueron precisamente los niños y niñas de Oroso, que aprovecharon el terreno y los árboles autóctonos cedidos por el ayuntamiento para reforestar el espacio situado en la parroquia de Os Ánxeles.

Los treinta niños y niñas que acudieron con sus familias recibieron también un mapa y una tarjeta para localizar y recordar la ubicación exacta de su planta, y es que esta vez las brigadas ecológicas Cativos de Oroso se fueron hasta el medio centenar de árboles, una cifra nada desdeñable.

 

Fue una preciosa mañana en Santiago de Compostela.

Fue una preciosa mañana en Santiago.

Una vez finalizaron la actividad fue momento de recuperar fuerzas con una merienda y recibir los diplomas de manos de Beatriz Rodeiro, María del Carmen Liste y Vanesa Boo, concelleiras de Ensino, Muller e Turismo respectivamente, que presidieron el acto y llevaron a cabo el reparto de árboles, mapas e tarjetas identificativas.

Por su parte, los mayores de los coles de Conxo y O Restollal disfrutaron de una mañana lectiva diferente en la que se citaron en el parque Eugenio Granell para llevar a cabo la limpieza de una zona especialmente condicionada, aprovechando además para poner en práctica conceptos aprendidos en clase como los referentes al reciclaje.

Obviamente, al finalizar la actividad nuestras brigadas ecológicas Cativos disfrutaron de un más que merecido almuerzo campestre antes de poner rumbo a sus aulas para continuar con su día de clase.