La primera Mascletà de la Papallona

Los niños y niñas de la EIM Papallona de Xeraco tuvieron la oportunidad de vivir su primera Mascletà.

Hace unas semanas que pasamos las fallas y, como bien saben nuestros seguidores en redes sociales, los centros Cativos de la Comunidad Valenciana se han vuelto a volcar, un año más, en una de las fiestas más reconocibles a nivel nacional.

Hoy vamos a hablar de la Mascletà celebrada en la EIM de Xeraco gracias a la participación de todos los niños y niñas del centro, y por supuesto, inconcebible una vez más sin la participación de las familias.

La idea era representar el punto álgido de las celebraciones sin necesidad de utilizar pólvora, así que el equipo docente de La Papallona tuvo la genial idea de imitar esa sucesión de “explosiones” rítmicas con maracas fabricadas con botellas vacías y unos granos de arroz dentro.

Esta parte de la construcción se delegó en las familias, que ofrecieron una respuesta sensacional fabricándolas incluso a pares. Una vez en el cole, cada peque tenía la oportunidad de decorar su instrumento al gusto.

Pero evidentemente, un festejo de este calibre no se puede llevar a cabo sin preparación, así que durante algunos días los niños y niñas del cole estuvieron practicando las diferentes secuencias rítmicas para el gran día.

Y finalmente, cuando el gran día llegó, pues tuvieron un desempeño fantástico, pero como no hay nada tan claro como aquello que se pueda ver, os dejamos el enlace al vídeo y esperamos que nos contéis qué os ha parecido.

Xeraco también se presenta al resto de Cativos

Los niños y niñas de Xeraco han sido los segundos en presentar su cole al resto de sus compis.

La Escoleta Infantil Municipal la Papallona de Xeraco ha aceptado la propuesta de la EIM de Vedra y también ha realizado un vídeo para presentarse al resto de centros de la Red Cativos.

En su vídeo explican dónde se encuentra su cole y presenta algunos emplazamientos interesantes de la zona como La Goleta, su playa o la Torre de Guaita; su gastronomía y celebraciones como las Fallas y otras que llevan a cabo en el cole.

Podéis ver el vídeo en nuestro canal de Youtube o pinchando en el siguiente enlace:

Vídeo de presentación de la EIM la Papallona de Xeraco.

La falla de Los Picapiedra triunfa en Denia

Las familias de Denia trabajaron durante meses en la elaboración de la falla de Los Picapiedra.

Las familias de Denia trabajaron durante meses en la elaboración de la falla de Los Picapiedra.

La Brigada Ecológica de Denia ha comenzado este curso con una fecha imprescindible en su calendario, las Fallas. Y ese día llegó ayer.

Denia es una localidad fallera con 70 años de celebraciones a pesar de pertenecer a la provincia de Alicante. Actualmente cuenta con once comisiones falleras y es reconocida en la Comunidad Valenciana no por su cantidad, si no por la calidad de sus monumentos.

Falla quemada.

La fiesta se celebra cada mes de marzo, especialmente los días 17, 18 y 19 en los que las ciudades se inundan de música, pólvora, color y tradición. A estos días les precede la plantá, cuatro días en los que las comisiones trabajan a contrarreloj para poner a punto el trabajo realizado durante todo un año, la falla.

Las fallas son obras de arte efímero en las que se plasman críticas satíricas a la sociedad actual y que serán pasto de las llamas en la noche de San José, como símbolo de purificación y finalización de un ejercicio para seguir en el siguiente año con fuerzas e ilusiones renovadas.

La comisión de nuestra brigada comenzó a trabajar hace meses, y es que las familias llevan meses elaborando muñecos falleros con materiales reciclados de acuerdo al tema escogido este año: “Los Picapiedra”.

Una vez estuvieron todos los elementos de la falla en el cole (ayer), se plantó para quemarla esa misma tarde con la colaboración de Protección Civil, que controló el fuego perfectamente y nos dio paso a una fantástica merienda de chocolate con buñuelos.

El cole de La Xara celebró sus propias fallas

Los pequeños falleros se lo pasaron en grande buscando sus ninots en el conjunto.

Los pequeños falleros se lo pasaron en grande buscando sus ninots en el conjunto.

Las fallas son una de las fiestas nacionales más celebradas, y en la EIM Mestra Vicenta Estela de La Xara no quisieron ser menos. Para lograrlo fue necesaria la colaboración de toda la comunidad educativa (educadoras, cativos y familias), que con esfuerzo e ilusión lograron organizar unos festejos en los que no faltó de nada: canciones, comidas, y por supuesto, los ninots.

Los peques estaban entusiasmados ante el gran día.

Los peques estaban entusiasmados ante el gran día.

Las fallas son una tradición muy arraigada y que levanta gran expectación entre los más pequeños, ya que además del colorido y la variedad de formas habituales, pueden identificar a sus personajes favoritos. Por eso, debido al tiempo y la dedicación que exigen, las labores comenzaron dos semanas antes de la celebración. Cada niño de las clases de Los Payasos y Los Magos tenía que crear, previo sorteo, un personaje del circo, que es la temática del proyecto anual de este curso.

Y por supuesto, la escuela también estaba engalanada.

Y por supuesto, la escuela también estaba engalanada.

¡Y vaya si lo hicieron! Las familias de los niños y niñas de la escuela se volcaron con las fallas de sus pequeños y, utilizando sobre todo materiales reciclados, presentaron unos fantásticos ninots que completaron el circo iniciado por las educadoras. Como podéis ver en las imágenes había de todo: payasos, magos, trapecistas y muuuuchos animales.

Finalmente, tras dos semanas en las que las fallas protagonizaron las actividades de la escuela, llegó el día grande. El 19 de febrero era la fecha señalada para la conocida cremà, pero por motivos de seguridad no se llegó a realizar.

Aún así, a nosotros nos convence más la versión de que debido al valor artístico del conjunto, nos hemos visto un año más con nuestros ninots indultats, lo que lógicamente es un gran orgullo para todos y especialmente para los maestros falleros, que como siempre, han realizado un trabajo excelente y de incalculable valor para los más pequeños.

Foto de familia, los maestros infantiles con su conjunto fallero.

Foto de familia, los maestros infantiles con su conjunto fallero.