Aparición en el blog maestro y puesta al día

La idea para el desfile de A Guarda se ganó una publicación en el blog Maestro de Voz Natura.

Aprovechando esta mínima pausa que los carnavales le dan al proyecto Voz Natura, íbamos a aprovechar para recuperar algunos temas que habíamos dejado pendientes, pero la semana pasada nos encontramos algo con lo que no contábamos.

¡Qué buena pinta tenían las lechugas de El Mirador!

Como ya os anunciamos hace unas semanas, los niños y niñas de A Guarda se iban a disfrazar de carballos para el desfile que se hace todos los años por el centro de la localidad. Y la idea que ciertamente está muy relacionada con la temática del actual proyecto Voz Natura, debió gustar mucho a sus responsables, ya que consideraron que era meritoria de una pequeña entrada en el blog Maestro, cosa que agradecemos y nos motiva para seguir a tope con este proyecto que tan buenos momentos e ideas nos está dando.

¡Cómo crecen las flores de Mogán!

Volviendo a la idea inicial de recuperar aquellos temas que nos habían quedado pendientes, vamos a empezar por el PAI Mar de Colores de El Mirador, donde a principio de curso os contamos que volverían a replantar su huerto. Pues bien, según comenzó el año la Brigada Ecológica Cativos El Mirador, en su repaso diario al huerto pudo ver que próximamente habría que cosechar, y finalmente a finales de enero pudieron recoger todo lo que habían plantado para disfrutar de una deliciosa ensalada en el comedor.

El huerto de San Rosendo ya está preparado.

Otro cole que también quiso aprovechar la oportunidad de explotar el huerto escolar fue el de Mogán. Solo que en este caso optaron por centrarse en el cultivo de flores, para lo que se valieron de la aportación de tetrabriks de las familias. Pero claro, teniendo en cuenta el clima de Canarias y la dedicación de la Brigada Ecológica Cativos Mogán, es de suponer que esos tetrabriks pronto se quedarán pequeños. En todo caso, tranquilidad, porque de una forma u otra sabemos que van a encontrar la solución adecuada.

Y terminamos esta actualización con otro huerto escolar, en este caso el de la EI San Rosendo en Ferrol. Quién más tiempo lleve siguiendo el blog quizás se acuerde de la primera publicación de este centro en el blog, en la que nos sorprendieron inventándose un huerto escolar en la fachada del centro. Pues bien, ese huerto sigue operativo y, vista la pinta que tiene, a nadie debería sorprender que próximamente nos traigan alguna genialidad de las suyas…

Año de carballos en A Guarda

Los niños y niñas de A Guarda llevan ya unos días trabajando sobre el roble carballo y su ciclo vital.

El equipo de dirección de la EIM A Guarda ha decidido que este curso el proyecto general de la escuela se fusionará con la temática del proyecto Voz Natura sobre los montes y su repoblación con árboles autóctonos.

Pintando un carballo.

De esta forma también han utilizado esta actividad como introducción a la temática del Carnaval, ya que en el tradicional desfile con el resto de centros educativos de A Guarda han decidido representar una carballeira, un bosque típico del norte peninsular en el que el protagonista es el carballo (roble común).

Como no podía ser de otra forma, la actividad comenzó con una introducción al carballo y otro tipo de árboles autóctonas y una pequeña explicación sobre su ciclo vital, desde que es una semilla hasta que se convierte en un árbol.

Poniendo las hojas.

Y para que esta parte teórica quedara clara, la complementaron con la elaboración de un mural en el que quedó perfectamente plasmado este ciclo desde la bellota hasta el gran carballo que puede alcanzar los 40 metros.

Con esta parte ya clara, llega el momento de preparar el desfile, que es la parte en la que se encuentran ahora mismo y que podremos ver en las redes sociales de Cativos en unas semanas.

El gran carballo.

La idea es que todos los niños, niñas y adultos vayan disfrazados de carballos, con hojas realizadas con papeles y cartulina y utilizando hojas y bolsas marrones para los troncos y ramas. Los peques del centro serán plantitas  y los demás árboles.

Además, también llevarán como carroza un carballo grande realizado a principio de curso al que ya le están saliendo las hojas ahora que se acerca la primavera. Este espécimen está elaborado con materiales como cartón, cartulinas o papel continuo.

A Guarda recicla con Los tres cerditos

Los niños y niñas de A Guarda consiguieron resumir la historia de Los 3 cerditos en un cartón de leche.

A los niños y niñas de la EIM de A Guarda les encanta recrear sus cuentos favoritos en otras actividades que en principio no tienen mucho que ver. Así que como hace un tiempo utilizaron A que sabe a Lúa? para una actividad Voz Natura y les salió genial, esta vez han probado con el cuento de Los tres cerditos.

Sección de carpintería.

Esta historia que todas y todos conocemos forma parte de su material educativo para este curso, y como ya están empezando con conceptos del reciclaje, han pensado que podía ser una buena idea resumir el cuento reutilizando cartones de leche a modo de las casitas de los cerditos. Aunque como al final serían un montón de casitas en clase se las ha ocurrido la genial idea de mezclar todas en un solo contenedor.

Para ello han necesitado:

  • Un cartón de leche con su tapón.
  • Hueveras.
  • Cartulinas.
  • Pinceles.
  • Paja y palitos de helado.
  • Cinta de carrocero.
  • Pinturas témperas.

Y este es el cuento de Los 3 cerditos de A Guarda.

Como muchas otras veces, la actividad comenzó con la inestimable colaboración de las familias, que aportaron los cartones de leche que serían la estructura de la casa y el tejado. ¡Muchas gracias una vez más!

El primer paso fue forrar los cartones con cinta de carrocero, así después serían mucho más fáciles de pintar. Una vez las casitas tuvieron ya la base de color, pintaron las hueveras de rosa o marrón según correspondiera una cabeza de cerdito o de lobo.

Como podéis apreciar en las fotos, el paso final fue caracterizar las casas según tocaba:

  • A la primera le pegaron la paja.
  • A la segunda le pegaron los palitos de helado.
  • A la tercera le dibujaron sus ladrillos.
  • Y al lobo le pintaron el bosque del que nunca debió salir.

Sobra decir que los todo el mundo se marchó encantado con su cuento tan original, práctico y sobre todo resumido.

La cultura castreña de A Guarda

El proyecto de este año en A Guarda giró entorno a la cultura castreña de Santa Trega.

La EIM de A Guarda, como ya sabéis las más avispadas seguidoras de este blog, se encuentra en una idílica ubicación frente al mar, con un patio que si bien tiene unas vistas espectaculares, se utiliza menos de lo que gustaría por culpa de la lluvia, el viento o la niebla. Consecuencias de vivir en Galicia.

Vivienda castreña: paso 1

Lo que nunca hemos llegado a tratar es el origen del pueblo, y es que muy pocos pueden presumir de la cantidad de historia de A Guarda y que se puede apreciar en el Museo Arqueológico de Santa Trega.

En este espacio podemos encontrarnos restos que datan desde el paleolítico hasta la época romana, pasando por el neolítico, la edad de bronce y la cultura castreña.

Es precisamente esta última la que ha dejado una influencia más importante en A Guarda, ya que en lo alto del monte de Santa Trega perduran los restos de un castro celta que gozaba de unas vistas y dominio del terreno incomparables, pudiendo ver y controlar la desembocadura del río Miño (que marca la frontera con Portugal), sus costas y las del Atlántico y, por supuestos, los montes y valles situados a ambos lados.

Vivienda castreña: paso 2.

Lógicamente, y como habréis visto en muchas de las publicaciones de las redes sociales de Cativos, este año en la EIM A Guarda han centrado su programación en la cultura castreña, con actividades destinadas tanto al descubrimiento de esta cultura, sus peculiaridades y expresiones artísticas, como al respeto por nuestro patrimonio cultural.

Dese principio de curso se fueron realizando pequeñas actividades con las que explicar algunos de los elementos que hacían del castro uno de los sitios más emblemáticos en Galicia, pero el plato fuerte llegó en Carnaval.

Vivienda castreña: paso 3.

Para esa celebración, que en A Guarda se vive intensamente con un desfile de todos los centros educativos por el pueblo, se decidió que la temática castreña iba a ser la escogida para esta edición. Y la sorpresa para todo el mundo fue ver que la carroza era, ni más ni menos, que una de las típicas viviendas circulares, hechas con barro y tejado de paja, muy similares a las conocidas pallozas.

Y visto el éxito de la iniciativa y la tremenda aprobación de las familias, las educadoras de la escuela decidieron que no había mejor continuación para la actividad que ayudar a cada uno a construir su propia vivienda castreña, y es que al fin y al cabo era una actividad perfecta tanto para reforzar lo que se había aprendido durante el curso como para trabajar los colores y especialmente la psicomotricidad, con diferentes materiales como la arena o la paja que al principio pusieron en algún compromiso a nuestros jóvenes constructores.

Desfilando con la vivienda castreña.

Una vez terminadas todas las viviendas era obligatoria la composición de su propio poblado presidido por la carroza de carnaval y el resto de edificaciones acompañándola.

Finalmente, tal y como estaba contemplado desde un principio en cuanto el tiempo acompañara, todo el trabajo del curso cobró todo el sentido del mundo para los niños y niñas del cole con la excursión organizada a las ruinas del castro, donde pudieron ver y terminar de entender todo lo que habían aprendido en el cole.

¿A qué sabe la luna de A Guarda?

La lectura de un cuento inspiró una preciosa actividad para los niños y niñas de A Guarda.

La lectura de un cuento inspiró una preciosa actividad para los niños y niñas de A Guarda.

“¿A qué sabe la luna?” es un cuento de Michael Grejniec que les encanta a los niños y niñas de A Guarda, y mucho más después de la actividad realizada durante la semana pasada. Y es que tras leer el cuento decidieron hacer una representación para la que era necesario trabajar en equipo y colaborar. Un duro trabajo para el que tendrían que invertir toda la semana.

¿A qué sabe la luna?

¡Y el resultado luce así!

Para lograrlo necesitaron los siguientes materiales:

  • Cajas de cartón.
  • Pinturas de colores.
  • Pinceles.
  • Esponjas.
  • Cola.
  • Tijeras,
  • Recortes de cartulinas.
  • Tortitas de maíz.

Para poder representar bien el cuento era imprescindible tenerlo bien presente, por eso el primer paso fue repasarlo detenidamente y prestando mucha atención, familiarizarse con los personajes y los distintos elementos que iban apareciendo.

A continuación comenzaron con el proceso, con cajas de cartón de diferentes tamaños, las pintaron de colores oscuros representando la montaña y la noche, por dónde subirían los animales para hacerse con un pedazo de luna.

Con los restos de cartulinas realizaron los distintos protagonistas del cuento: tortuga, elefante, jirafa, cebra, león, mono, zorro y ratón en diferentes tamaños, lógicamente, y los colorearon con pintura de dedos. Al terminarlos, pegaron cada animal en su caja.

La Luna la hicieron de cartón y la colorearon para luego atarla de un cordelito y colgarla del techo.

El último día ya solo faltaba la representación del cuento. Con la Luna colgada, las profes lo fueron narrando y se fueron colocando poco a poco las cajas del animal correspondiente mientras que la Luna subía más y más alto.

Finalmente, cuando se acabó el cuento, cada niño pudo probar un pedacito de Luna representada en la tortita de maíz. Y claro, una vez finalizado un trabajo tan mastodóntico, como quien construye la Torre de Babel, los peques bailaron y jugaron al ritmo de la canción Lúa de María Fumaça, un grupo gallego muy recomendable y que nos encanta.

Molinillos de viento con formas de animales

Los molinillos de viento de A Guarda dan un toque divertido al huerto escolar.

Los molinillos de viento de A Guarda dan un toque divertido al huerto escolar.

Los niños y niñas de A Guarda han descubierto una forma perfecta de reutilizar sus botellines de agua y los recortes de goma eva sobrantes de los disfraces de carnaval. Con estos materiales, rotulador, silicona y el cúter y las tijeras de las profes han creado unos simpáticos molinillos de viento con caras de animales.

Los tres modelos.

Los tres modelos.

Como el aula tiene tres mesas, nuestros peques se han dividido en tres grupos que han diseñado molinillos con forma de vaca, cerdito y gato respectivamente. Primero cada uno el suyo, y a continuación unos más grandes para el huerto del cole.

El primer paso es marcar las orejas en la botella con el rotulador, y a continuación se cortan y se doblan hacia fuera. Luego se dibujan los ojos, hocicos y bocas en los recortes de goma eva y se pegan en la botella con silicona.

Finalmente, ya con el molinillo construido, solo hay que introducir un palo en la botella y las orejas de los animalillos harán que gire con el viento.

Semilleros con vistas al mar de A Guarda

Los semilleros de A Guarda crecen en un privilegiado rincón con vistas al mar.

Los semilleros de la escuela infantil municipal de A Guarda crecen ahora en el privilegiado rincón Voz Natura con vistas al mar.

La escuela infantil municipal de A Guarda goza de una ubicación envidiable frente al mar, en primera línea de costa y con unas vistas espectaculares. El único inconveniente es que precisamente su proximidad con el océano Atlántico hace prácticamente imposible que su huerto funcione a pleno rendimiento.

Rellenamos con tierra...

Rellenamos con tierra…

Pero las brigadas ecológicas Cativos vuelven a la carga un año más e intentarán que esta vez sí, toda su cosecha llegue a buen puerto. Para ello, los mayores del cole han llevado a clase plantas de todo tipo que sus mamás y papás les han dado en casa. Este año, el huerto de A Guarda tendrá perejil, ajos, guisantes, judías, tirabeques, berzas y alguna planta más cortesía de las familias.

¿Sabes qué planta es?

¿Sabes qué planta es?

Para realizar esta actividad, nuestra brigada ha cortado varios cartones de leche a lo largo y así disponer de unos semilleros bastante amplios, ya que las plantas tendrán que permanecer ahí más de lo normal para hacerse realmente fuertes antes de tener que resistir la salitre del mar. Como es lógico, todos se lo han pasado en grande con el proceso: llenar los semilleros de tierra, enterrar las raíces, un poco más de tierra y darles de beber con sus regaderas.

¡Y regamos!

¡Y regamos!

Finalmente, han movido sus semilleros al rincón Voz Natura, con vistas al mar y bastante luz para que crezcan fuertes y así puedan sobrevivir ante todo un coloso como es el Atlántico. Mientras tanto, los mayores del cole serán los encargados de cuidarlas, para lo que han reciclado los contenedores de agua que elaboraron el año pasado. Además, tendrán la oportunidad de observar su evolución diaria y conocer el proceso de las plantas desde la semilla hasta su florecimiento, que si todo va bien y se convierten en verdaderas supervivientes, se producirá en el huerto que hay en el patio de la escuela.

La EIM A Guarda se adentra en el “El mundo de las abejas”

Las abejas fueron las protagonistas durante una semana en la escuela infantil municipal de A Guarda.

Las abejas fueron las protagonistas durante una semana en la escuela infantil municipal de A Guarda.

Las abejas son unos insectos a los que damos mucha menos importancia de la que tienen, ya que si se extinguiesen sería imposible la vida en la Tierra. Por eso en la escuela infantil municipal de A Guarda han realizado una actividad semanal para acercar a los niños y niñas de dos y tres años al mundo de las abejas y el ciclo de la miel.

Conocieron el oficio del apicultor...

Conocieron el oficio del apicultor…

Una simpática abejita.

Una simpática abejita.

Durante la semana se programaron actividades de todo tipo:

– Hicieron abejas en el taller de manualidades.

– Conocieron la manera en que las abejas extraen el néctar de las flores y lo llevan a la colmena.

– Conocieron el oficio y los utensilios de apicultor.

-Recogieron miel en un panal, la colaron y como remate de la actividad degustaron la miel que ellos mismos habían recogido; endulzando un yogur natural. UMMMM….qué rico¡¡¡¡

... y sus panales.

… y sus panales.

¿Quién había probado el yogur con miel?

¿Quién había probado el yogur con miel?

¡Rico, rico!

¡Rico, rico!